28 jun. 2016

Publicación y sorteo: Naumaquias en "Historia National Geographic"

Os comento que acaba de salir publicado en "Historia National Geographic" del mes de julio un artículo en el que hablo de las naumaquias.  Está a la venta desde ayer por si alguien está interesado en comprarlo:




Como estoy muy contenta con mi publicación he pensado en haceros a todos partícipes:  Si has comprado la revista hazte una foto con ella abierta por mi artículo y envíame la foto, tu nombre y de donde eres a mmunozsantos@gmail.com.  Publicaré en este apartado todas las fotos que me enviéis y el día 7 de agosto sortearé un regalito entre todas.  Solo aceptaré las fotos que me lleguen antes del 6 de agosto.



14 may. 2016

El sarcófago de la noble etrusca Seianti Hanunia Tlesnasa


Este precioso sarcófago de terracota policromada está datado en el siglo II a.C. Fue encontrado en Chiusi en 1886.  Dentro fue enterrada una noble etrusca llamada Seianti Hanunia Tlesnasa.  Mide 1,83m de largo.  Y puede disfrutarse en el British Museum de Londres.

El sarcófago está decorado  con motivos arquitectónicos y el nombre de la mujer aparece escrito en caracteres etruscos en la parte inferior.  

Destaca la tapa que está dividida en dos partes.  En ella aparece la propietaria retirándose el velo con la mano derecha, gesto que le da un gran realismo a la figura.  En la mano izquierda sostiene un espejo y se apoya en un cojín.  Va ataviada con gran cantidad de joyas: una tiara, collar, pulseras, brazaletes, pendientes.  El vestido también denota el alto estatus económico y social de la difunta así como el peinado que queda recogido en la parte posterior de la cabeza.  Son preciosos los pliegues de las telas que caen sinuosamente y los rizos del cabello que en medido descuido se encuentran a la altura de las orejas.




Poco sabemos de la noble cuyo cuerpo fue depositado bajo esa preciosa tapa.  Sus huesos nos dicen que murió con 50-55 años y que debió sufrir un accidente montando a caballo cuando aún era joven. También que tenía las encías enfermas.  

Como podemos imaginar, este no era el aspecto de la noble al morir, probablemente solicitó al artista una imagen, quizás de cuando fue más jóven, quizás idealizada, probablemente ambas, para ser representada para toda la eternidad.

Fuentes:

Foto:
wikipedia

Texto:
http://www.britishmuseum.org/research/collection_online/collection_object_details.aspx?objectId=394092&partId=1&searchText=Seianti+Hanunia+Tlesnasa&page=1
http://www.britishmuseum.org/research/collection_online/collection_object_details.aspx?objectId=466847&partId=1&searchText=Seianti+Hanunia+Tlesnasa&page=1
SMITH, C. (2016) "Los etruscos: una breve introducción", ed. Alianza.

11 may. 2016

Curso online "Ser gladiador en Roma"

En junio comienzo un nuevo curso.  Esta vez lo voy a impartir en el Centro de Estudios Artísticos Elba (Madrid), pero será totalmente a distancia.  Aquí os dejo el cartel y el tríptico.




Para cualquier duda podéis preguntarme a mi en mmunozsanto@uoc.edu o acudir directamente a la página de ELBA .

7 may. 2016

Un niño romano cualquiera en un día cualquiera en Roma


Relieve en un sarcófago que representa una escuela romana.  Siglo II d.C. Tréveris.

"Me despierto al rayar el alba, llamo al esclavo y le ordeno que abra la ventana (...).  me levanto, me siento en el borde de la cama y pido los calcetines y los zapatos, porque hace frío... Me lavo bien las manos, la cara, la boca; me limpio los dientes y las encías; escupo, me sueno las narices y me seco, según debe hacer un niño bien educado... Me pongo la túnica y me ciño el cinto; me perfumo la cabeza y me peino... Salgo de mi habitación con mi pedagogo y mi nodriza para ir a saludar a mi padre y a mi madre... Busco mi recado de escribir y mi cuaderno y se lo doy al esclavo... Me pongo en camino, seguido de mi pedagogo, por el pórtico que lleva a la escuela.  Me salen al paso los amigos... Llego delante de la escalera, subo los peldaños de uno en uno y sin correr, como es debido.  En el vestíbulo dejo mi abrigo; me paso el peine por la cabeza, entro y digo: ¡Buenos días, señor maestro!  el me abraza y me saluda.  El esclavo me entrega las tabillas, el recado de escribir y la regla.  ¡Buenos días, compañeros! Dejadme mi sitio.  Córrete un poco."

CORPUS DE GLOSAS LATINAS. III, 379, 74 y s

2 mar. 2016

La verdadera imagen de Cómodo.

¿Quién no recuerda al Cómodo de "Gladiator" interpretado por el actor Joaquin Phoenix?



¿Pero queréis saber cómo era realmente Lucio Aurelio Cómodo Antonino sobre los 19 años?

Nos dice Herodiano de Antioquía de él en su Historia Romana (1,7-5):
 
"Entonces estaba en la flor de su juventud.  Su apariencia era impresionante, con un cuerpo bien desarrollado y un rostro con rasgos apuestos, aunque sin ser hermoso.  Sus ojos penetratntes brillaban como el rayo y su pelo, de natural rubio y rizado, resplandecía a la luz del sol como si fuera fuego.  Algunos pensaban que se espolvoreaba el cabello con polvo de oro antes de aparecer en público, mientras que otros veían e en ello algo divino, diciendo que una luz celestial rodeaba su cabeza.  Para incrementar su belleza, el primer vello comenzaba a brotarle de las mejillas".


De él nos dice Dion Casio (73, 1):

Este hombre no era malvado por naturaleza, sino, por el contrario, el hombre más inocente que jamás haya existido.  Sin embargo, su gran ingenuidad, junto con su cobardía, hicieron de él el esclavo de sus compañeros, y fue por culpa de ellos que primero -por ignorancia- se descarriló de la vida correcta y que luego fue iniciado en los lujuriosos y crueles hábitos que pronto se convirtieron en su segunda naturaleza".


26 feb. 2016

El rapto de las Sabinas de Picasso.

Isabel Barceló, en su conferencia del miércoles pasado titulada "Tras las huellas de Rómulo y Remo, la leyenda de la fundación de Roma y sus vestigios en la ciudad actual" que impartió en el Museo L'Iber de Valencia, me descubrió esta obra que Picasso pintó entre 24 de octubre de 1962 y el 7 de febrero de 1963: "El rapto de las Sabinas".




Se trata de una interesante interpretación del cuadro, con el mísmo título, que pintó Poussin en 1638:


Jacques-Louis David, pinta en 1799, el episodio posterior al rapto. Cuando los Sabinos acuden a Roma para salvar a sus hijas. Estas se interponen entre sus padres y sus maridos con sus hijos. Ni querían quedarse huérfanas ni viudas. Así que obligan a ambos bandos a deponer las armas:

Picasso realizó una serie de cuadros y dibujos, entre el 24 de octubre de 1962 y el 7 de febrero de 1963, que recreaban la leyenda romana.

La causa de la realización de este cuadro fue el rechazo del pintor a la guerra. 

A finales de 1962 había estallado la crisis de los misiles en Cuba y comenzaba el enfrentamiento entre Estados Unidos y la Unión Soviética, con importantes consecuencias psicológicas en la población mundial. 

Fue un momento álgido durante el conflicto denominado la Guerra Fría. Rusia había instalado en la isla caribeña una serie de misiles nucleares soviéticos que apuntaban directamente a territorio norteamericano; crisis que duró aproximadamente cinco días, entre el 22 de octubre, cuando el presidente Kennedy se dirigió al país, y el 27 de ese mismo mes, cuando se desactivó la crisis al proponer el premier ruso Kruschov el desmantelamiento de las bases de misiles nucleares instaladas en la isla. 


El miedo al conflicto bélico, y a la catástrofe nuclear en que podía acabar esta guerra, fue lo que llevó a Picasso a pintar esta obra que refleja todo el miedo y la desesperación del autor y de la sociedad contemporánea.

7 feb. 2016

Juego: Ludi Gladiatorii

¡Yo ya tengo mi juego!  ¿Te lo vas a perder?




Ludi Gladiatorii es un juego de acción y estrategia en el que asumes el papel de unlanista para dirigir tu propia escuela de gladiadores. Adiestra a tus campeones, construye prácticos edificios, participa en emocionantes subastas, ¡y reta a tus rivales para completar el camino hacia la gloria del Coliseo!

¿En qué consiste?







¿Dónde puedo comprarlo?

Pincha aquí para verlo

Fuente: http://www.verkami.com/projects/11971-ludi-gladiatorii

5 feb. 2016

Un castigo al estilo romano.



“Entonces, un soldado sale corriendo por el pasillo central del teatro; a petición del pueblo, iba en busca de la mujer encerrada en la cárcel pública, mujer que, como dije anteriormente, estaba condenada a las bestias por sus múltiples crímenes y a quien ahora querían casar conmigo en sonada ceremonia. Para disponer lo que iba a ser nuestra cámara nupcial, se preparaba muy primorosamente un lecho con brillantes esmaltes indios, mullido con abundante pluma y cubierto de floridas sedas. No obstante, sin hablar ya de la vergüenza que me inspiraba tal himeneo público, ni de la repugnancia que sentía ante el contacto de aquella mujer manchada de sangre, lo que más me angustiaba era un presentimiento de muerte; yo me hacía las siguientes reflexiones: «si en plena escena amorosa soltaran una fiera cualquiera para devorar a la mujer, ese animal no va a ser tan despierto, ni va estar tan adiestrado, ni dominará tanto su apetito como para tirarse sobre la mujer que está a mi lado dejándome a mí tranquilo, por verme libre de condena y de culpa” 


(Apuleyo, el asno de oro X 34, 3-5)


El Asinus areus (El asno de oro) de Apuleyo fue escrita en el siglo II d.C. y se trata de una adaptación de una obra griega muy anterior. 

Hasta aquí todo bien, puesto que es solo una "novela" que ha llegado hasta nosotros.  Pero ¿estamos seguros de que solo es una historieta?

El texto de esta entrada es bastante truculento: Una mujer en la Roma antigua fue juzgada y condenada por varios delitos. El castigo debía ser su ejecución pero antes iba a ser violada en público por un burro y después expuesta a las bestias que tenían que despedazarla.

Aunque en el caso del texto de Apuleyo, Lucio el asno, decide no ejecutar la sentencia y sale huyendo, en la vida real la sentencia debió llevarse a cabo: la mujer fue violada por el asno en público y las bestias, más tarde, debieron dar cuenta de lo que quedase de ella, también a la vista de todos.

Además de ser algo impensable para nosotros, también lo es que la gente quisiera guardar un recuerdo de aquella escena, pero igual que ahora nos gusta el merchandising de nuestra película favorita, se realizaron recordatorios de aquel momento. Un ejemplo es esta lucerna de terracota encontrada en el Ágora de Atenas. En ella se representa a una mujer violada por un burro.